Aloe vera y dermatitis

Conoce todos los remedios para la dermatitis atópica con Aloe Vera. También podrás comprar productos como cremas, gel, champús… para ayudarte en tu día a día con tu piel.

Comprar productos para dermatitis atópica con aloe vera

Si quieres aliviar los síntomas de tu dermatitis atópica con sábila, los productos de esta tienda online son específicos para ello. Puedes escoger entre cremas faciales, corporales, geles, champús… Todos estos productos tienen el mismo fin, ayudarte en tu día a día con tu dermatitis. Tienes opciones con diferentes precios para que escojas la que mejor se te adapte. También te servirán muchas de ellas en caso de ezcema, pieles atópicas o necesites reparar la piel.

Si buscas remedios para la dermatitis en las manos todas las cremas anteriores son ideales para ello. Las tienes de distintos precios y tamaños.

¿Qué es la dermatitis atópica?

Lo normal es sentir la piel seca, rugosa, escamosa, enrojecida y con picor. Afecta al 10% de la población y tanto a niños como adultos, no hay diferencias en este aspecto.

La dermatitis atópica es una enfermedad crónica y lo que no se puede curar. La persona que la sufre una vez la padecerá de por vida. Aunque no existe ningún fármaco que la cure, las cremas y lociones consiguen aliviar los síntomas al reducir la hinchazón de la piel, disminuir el picor y mejorar su aspecto de sequedad y descamación.

Es un trastorno crónico de la piel pero no es infeccioso ni contagioso. La pueden sufren bebés, niños y adultos.

En los cambios de estación (normalmente primavera y otoño) es cuando se suelen producir los brotes atópicos.

Recomendaciones para aliviar los síntomas

Hidrata la piel de cara y cuerpo a diario

Usa jabones con pH neutro

Utiliza prendas 100% de algodón

Evita los baños o duchas prolongados

Fuera el estrés

Cuidar la alimentación

La leche, huevos, cítricos, frutos secos (sobre todo, cacahuetes y nueces), soja, marisco, chocolate, fresas o trigo son algunos de los alimentos que te pueden provocar un brote.

Incluye en tu dieta los siguientes alimentos: Grasas omega 3 (salmón, atún, aceites vegetales), Vitamina A (zanahorias, calabaza, melón o sandía), Vitaminas E o C (aguacate, aceite de oliva, brécol y kiwis).